Juguetes

A todos nos gusta jugar, probar nuestras fuerzas o habilidades e invitar a otras personas a jugar con nosotros para inventar nuevos juegos. Niños y adultos juegan con las palabras, hablan consigo mismos, se hacen bromas unos a otros, juegan a rimar palabras e inventan códigos.   

El juego y los juguetes han acompañado a los niños de todas las culturas y civilizaciones. De hecho la forma de jugar y los juegos mismos son parte fundamental de la cultura de nuestros pueblos: jugar es humano.  Todos hemos aprendido a jugar dentro de nuestras comunidades. La forma como jugamos, las nuevas ideas y los objetos que utilizamos en los juegos, son un reflejo de nosotros mismos.

A través del juego, desarrollamos ideas y creamos nuestra identidad con valores y tradiciones que forman parte importante de nuestra vida diaria. Juguetes y juegos tienen un sentido cultural porque se relacionan con nuestras costumbres y creencias. Los juguetes tienen diferentes significados. En nuestro país la mayoría de los juguetes tradicionales son una mezcla entre lo indígena y lo español, sin embargo aún podemos encontrar juegos y juguetes con verdaderas raíces indígenas, sobre todo en ciertas comunidades que se han mantenido aisladas y donde el idioma español apenas empieza a surgir como segunda lengua.

En algunos casos, la tecnología y la producción en serie se han agregado a las técnicas indígenas de producción de juguetes.  La fabricación de los juguetes tradicionales mexicanos continúa en manos de artesanos, quienes realizan piezas verdaderamente hermosas siendo consideradas muchas veces artísticas.

La mayoría de los productores de estos juguetes aprenden a hacerlos en el seno de la familia, por lo que el oficio de diseñador ha pasado de generación en generación.  La imaginación y la sensibilidad mexicanas están plasmadas en su gran colorido: en su gran mayoría hechos por artesanos indígenas y mestizos, los materiales utilizados en su elaboración son un ejemplo del encuentro entre las civilizaciones originarias y los inmigrantes españoles.  

La historia del juguete mexicano es también la historia de la humanidad. El juego más antiguo conocido en nuestro país es el de pelota, como lo revelan los descubrimientos arqueológicos de figuritas de barro con una pelota en la mano. Estas piezas datan del llamado preclásico medio (1300-800 a. C.). 

En la Nueva España existió una amplia difusión y fabricación de juguetes mexicanos, ya que durante el periodo del virreinato las fiestas religiosas o civiles sirvieron de pretexto a los artesanos para imaginar o adaptar nuevos juguetes. En muchas pinturas de la época se pueden ver niñas con muñecas de porcelana o trapo, y niños con trompos, así como cazos y espadas de cartón, máscaras, sonajas, figuras de tule, trompos, pirinolas, tarascas, piñatas, matracas y soldados de plomo. Alrededor de 1860 la producción de juguetes comenzó a realizarse en grandes fábricas, lo que amenazó la elaboración artesanal de juguetes típicos. Durante estos años abundaron muñecas de Europa con vestidos de colores muy mexicanos. Y desde entonces los juegos populares mexicanos compartieron su espacio con los objetos extranjeros: se hicieron más figuras de cartón, tejido de tule, palma tejida, madera, hojalata, algodón y cera con raíces mexicanas. Años más tarde surgieron los títeres sin hilo, conocidos en México como “fantoches”.  

Desde la época del México antiguo hasta nuestros días, el juguete está presente en la sociedad aunque con funciones y formas de representación diferentes.  Los juguetes tradicionales nunca han perdido su popularidad y se han adaptado a las costumbres de cada región. Hoy en día la mecánica y la electrónica son elementos básicos en la industria del juguete.

 Sin embargo, son irremplazables los trompos, los muñecos de barro, las pirinolas, las sonajas, los dados, las matracas, los papalotes, los soldados de plomo, los trenes de madera, los yoyos y los barcos lámina.Los juguetes son nuestro legado de tradición y de costumbres.

En ellos se expresa la manera de ver la vida de las personas que los hacen. En México la variedad de formas, materiales y colores se ha plasmado en las creaciones de miles de artesanos, que recrean sus inquietudes en infinidad de juguetes. Lo más importante del juego son la fantasía y la imaginación que, de un modo libre y creativo, hacen de nuestros juguetes tradicionales, promotores de nuestras costumbres y tradiciones. 

 Juguetes

Tras hacer una investigación acerca del origen de los juguetes en diversas partes del mundo, enfocándose a México; el investigador mexicano de arte popular y actualmente director del Museo del Juguete México, Roberto Y. Shimizu, crea “la Cronología histórica de los juguetes”  como resultado de una investigación de artefactos de cuatro milenios de antigüedad.

En uno de los apartados dedicados a México, Breve enciclopedia de los juguetes y juegos en México,  Shimizu resalta la presencia de figuritas de barro de ruedas en la cultura olmeca y muñecas  de barro con extremidades móviles -conocidas como nenetl que significa nene o nena- perteneciente a la cultura nahuatl.

Shimizu, manifiesta que mucha de las piezas que se han encontrado son ofrendas de arte funerario prehispánico y para uso de intención mágica, a pesar de que su función primordial era la de entretener al niño.Con la llegada de la Conquista Española en el siglo XVI a México, los españoles trajeron consigo nuevos artefactos para el juego,  junto con el mestizaje  se generaron nuevos objetos y formas de distracción infantil y adulta de la unión de estas dos culturas, como el trompo, el balero, el rehilete, los papalotes etcétera.

En otro de los artículos denominado los juguetes, los juegos y los coleccionables de México, el investigador mexicano menciona la aparición de “los asombrosos vuelos en globos aerostatitos” en 1835, además de la creación del “gran circo extranjero” proveniente de Nueva York, en 1831, el Circo Chiarini, italiano en 1867 y la creación del Circo Orrín en 1881.

Esta cronología, abarca las actividades relacionadas con el diseño, producción, costos y comercialización del juguete artesanal e industrial, además de la mención de modelos electrónicos de vigencia actual.A nivel mundial, los primeros  juguetes se remontan en la ciudad de Fenicia en el año de 1453, antes de Cristo,  como una actividad lúdica; eran pequeñas flechas de bronce destinadas al juego infantil.

Más tarde, en Jerusalén se encontraron animalitos y muebles de barro diminutos de barro, además de bolitas de piedra, lo que hoy conocemos como las canicas y por último carretas.Tiempo más tarde, en las ciudades de Egipto, Grecia, Roma, además de otras regiones de Europa.

Un caso contundente es el de China, pues se encontraron gran variedad de artefactos cuya finalidad es el juego, entre los que cabe destacar; papalotes, boliche, los juegos de cartas, dados, soldaditos de plomo, figuras talladas en hueso y marfil entre otros.

Un milenio después surgieron los juegos de salón y hacia el siglo XVIII, juegos de construcción y autómatas, todo lo anterior nos lleva a una clara visión de cómo  las civilizaciones mas desarrolladas inventaron infinidad de juguetes para niños y adultos.Un dato importante que se menciona dentro de “la Cronología histórica de los juguetes”, es que uno de los primeros fabricantes de reproducción industrial de autómatas, fueron Jacques  de Vaucanson, JaquetDroz, su hijo Henry Louis, Jean Frederic Leschot, entre otros personajes, quienes combinaron el diseño de construcción de músicos, malabaristas y pajaritos cantores  para la creación de relojes de pared, como los tradicionales que ahora se conocen.

Gracias a toda esta evolución que fueron teniendo los juguetes, más tarde servirían de base para la reproducción de todo tipo de artefactos, con el único objetivo de entretener al hombre. La producción del juguete  genera una infinita cantidad variedad como  los carruseles, el billar, los patines y los vestuarios de intención lúdica: mascaras y disfraces. 

 La historia de los juguetes en el siglo XX

  • 1902: Se lanzan en Estados Unidos los famosos ositos de peluche, también llamados “Teddy Bears”

  •  1903: Edwin Binney y C. Harold Smith producen la primera caja de creyones Crayola.

  • 1913: A.C. Gilbert, médico y ex medallista olímpico, inventó el llamado “Erector Set”, un juguete hecho de pedazos de metal con los que los niños debían construir carros y botes.

  • 1928: Fue creado el personaje Mickey Mouse. Dos años más tarde, comenzaron a fabricar muñecos del ratón para vender a los niños.

  • 1929: Se popularizó el uso del yo-yo en Estados Unidos. 

  • 1931: Alfred M. Butts, un arquitecto desempleado de Nueva York, inventó un juego de palabras que llamó “Criss Cross Game”. En 1948, Butts vendió los derechos del juego a un empresario llamado James Brunot quien lo patentó como el “Scrabble”.

  • 1936: La empresa Parker Brothers introduce al mercado norteamericado el Monopolio.

  • 1943: Fue creado el “slinki”, más conocico en español como el resorte. Fue concebido como una pieza de suspensión de los barcos de batalla de la armada.

  • 1949: Ole Christiansen, un fabricante de juguetes Danés, comenzó a manufacturar juguetes en bloques de plástico que se podían unir de diversas maneras. Así nació el lego.

  • 1952: Basados en la idea de que a los niños les gusta jugar con la comida, la empresa “Hasbro” introdujo en el mercado el personaje Señor Cabeza de Papa (Mr. Potato Head)

  • 1956: Jack Odell creó el modelo original del carro Matchbox, cuando realizó un modelo y lo puso en una caja para que su hija lo pudiera llevar a la escual. Hoy en día, se venden más de 100 millones de estos carritos cada año.

  • 1956: La plastilina “Play-doh” entró al mercado como un limpiador de papel tapiz. Muy pronto, prefirieron usarla como un juguete. Este producto hizo millonario a su creador Joe McVicker.

  • 1959: La muñeca Barbie fue presentada en la Feria Americana del juguete por Elliot Handler, fundador de la compañía Mattel y su esposa Ruth. 

  • 1959: Arthur Melin y Richard Knerr invetaron el “Hula Hoops”, ese aro de plástico que los niños usan y le dan vueltas en sus cinturas, cuellos, brazos y piernas.

  • 1965: Stanley Weston creó unos muñecos basado en un show de televisión llamado “The Lieutenant”. El G.I. Joe demostró que a los niños también les gusta jugar con muñecos.

  • 1966: Elliot Handler, uno de los co fundadores de Mattel inventó los carros “Hot Wheels”

  • 1972: La empresa Magnavox introdujo la primera máquina de video juego.

  • 1976: Nolan Bushnell vendió su compañía Atari a la Warner Brothers. El juego llamado “Pong and Super Pong”, dio paso a otros llenos de color, desde béisbol hasta el Pacman. 

  • 1977: Kenner Toys introduce la línea de figuras de la película La Guerra de las Galaxias (Star Wars) 

Importancia del Juego en los Niños.

Así como el adulto toma su trabajo muy en serio, los niños también asumen el juego como una “profesión”. Los expertos aseguran que del juego depende su desarrollo físico, emocional y espiritual.

¡Por eso, es tan grave que un niño no duerma, como que no juegue!Y es que además los niños y niñas aprenden a través del juego a compartir, ganar, perder, socializar, tolerar, respetar, conocer límites, asimilar la realidad, a soñar y mucho más… Pero ¿somos conscientes los adultos de la importancia del juego en el desarrollo de los pequeños?

No siempre, es por eso que la psicopedagoga Silvia Monge, nos orienta sobre este tema de tanta importancia y tan poco revisado por nosotros.El juego es vital para el desarrollo de los niños, incluso puede significar la realización en la profesión. Además a través del juego aprenden valores morales universales, independientemente de la cultura y la religión a la que pertenezcan. 

 Es a través del juego que se desarrollan perspectivas al manipular material, se desarrolla la capacidad de solución de problemas, el niño investiga, genera nuevas ideas y se plantea nuevos proyectos.El juego de armar rompecabezas, tucos, palos, ligas, ese tipo de juegos que ocupa las manos en algo productivo es lo que hace que la mente genere.

 Y cada juego que se plantee es importante para el niño. Pero hay que tomar en cuenta que algo importante también es que los padres se incorporen a estos juegos, pero sin darles las directrices, sino que deben ser los niños quien les explique porque son los líderes. Para los niños es algo de lo más significativo que un adulto juegue con ellos, por lo que debemos respetar la manera en que el niño se está expresando ampliamente, así lo conoceremos mejor.

Algo que se describe en las literaturas es que los grandes inventores del planeta cuando fueron niños jugaron muchísimo, con cosas que había en el ambiente, como subirse a los árboles, jugar con piedras, palos y corrían. Si este es un común dominador entre inventores deberíamos darles ese espacio a los niños para tener la posibilidad de desarrollo de creación.

A veces los adultos limitamos lo importante que son los juegos, y esto a ocasionado que se hayan modificado mucho en los últimos añosEl desarrollo del niño con respecto al juego se da en etapas, hasta los 3 años es en forma individual, porque él logra jugar a la par de otros pero en su propio juego, porque no le interesa competir ni ganar, porque está aprendiendo de las cosas y le interesa ver qué puede sacar de eso.

Después de los 3 años empieza el juego cooperativo o asociativo donde se comparte el juego, este desarrolla un aprendizaje moral y social.De ninguna manera hay que decirles que sus juegos no tienen importancia, porque es como que nos dijeran que nuestro trabajo no es importante, hay que respetarlos y darles el valor a lo que están haciendo, así como darles la oportunidad, porque además ahora hemos enfatizado en la escolaridad y no le dejamos tiempo para jugar.Los juegos que hicimos de pequeños se quedan grabados en la mente, y en especial los que hicimos con las manos, así cuando se es adulto ya se sabrá que cosas podemos cambiar o modificar para solucionar algo.

De igual forma nos preguntamos el papel de la televisión donde pueden pasar muchas horas, en lugar de hacer otros juegos y  ¿cómo los padres de familia pueden manejar esta situación?Según los estudios, se dice que una hora de televisión al día es suficiente para recibir lo que sea de esta, pero debe ser un programa supervisado por sus padres, pero después se deben dedicar a juegos de manipulación y creatividad que favorezcan su desarrollo.La televisión mantiene a los niños completamente pasivos, y esto ocasiona niños obesos, con problemas de columna por malas posturas, además de que perciben mucha agresividad y ellos tienden a creer que es así, y esto no es jugar.

Y nos preguntamos ¿Cómo conforman los niños su mundo de verdades e irrealidades a través del juego?El niño es muy fantasioso, eso es bueno y ayuda a la creatividad, cuando el niño juega tiene la posibilidad también de revivir realidades que vive, y muchas veces pueden solucionar problemas que han vivido, como en juegos con sus compañeros.Por ejemplo: un compañerito lo empuja o le pega y quizás en ese momento no le dijo nada y se quedó callado; si esto lo recrea en el juego el puede modificar su actitud y en su diálogo “fantasioso” le dirá porqué me empujas, eso no se hace, no me gusta, o no está bien.

Así cuando probablemente se presente esta situación sabrá como solucionar la situación.Si se pudiera dedicar al día 15 minutos para jugar, pero sin celular, teléfonos, y decirle al niño: hagamos los que usted quiera, esto para que el niño diga lo que quiere jugar y sea quien enseña cuales son las reglas del juego, pero si nos damos cuenta 15 minutos no es nada.

El tiempo de juego para los niños debe de ser un placer. Hay que hacerlo por lo menos 3 días a la semana, además esto ayuda a mejorar la relación con el adulto.  La figura del padre es sumamente e igualmente importante, talvez culturalmente no era la costumbre, pero los papás no deberían perderse ese privilegio, porque llega a pasar de que cuando son adolescentes no le tienen confianza, y se dan cuenta que solo fueron un papá suplidor y no estuvieron dispuestos a compartir sus juegos, a escucharles a estar en su periodo de crecimiento.

Compartir con un niño es de las cosas más hermosas de la vida. Además recordemos que es un regalo por tiempo limitado.Es importante que el niño mediante el juego no se exponga al peligro, ni cause daños a objetos, amigos o al ambiente.Es muy frecuente que se den discusiones y desacuerdos, pero mientras se de el respeto hay que dejarlos para que aprendan a buscar soluciones y negociar, pero que se practiquen valores, que haya respeto y protección, es lo importante.

Y recordar que cuando los padres juegan con los niños hay que ponerse al nivel del niño y no dar órdenes como siempre.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s